Reflexiones filosóficas de una niña de 2 años

Muchas veces la curiosidad de Montse me supera por completo. A punto de cumplir 2 años, la niña descubre diariamente el mundo y no se corta un pelo al preguntarme esas cosas cotidianas que despiertan su curiosidad.

Durante la celebración de una misa (con motivo de un bautizo exprés que ya les postearé después) la peque preguntó a todo pulmón: Mami, ¿a qué hora viene Jesús?

En otra ocasión la hemana de mi padre le regaló unas zapatillas de andar por casa de esas mullidas que incluyen algún animalito de peluche. Cuando mi hermana vio las pantunflas le dijo a Montse señalando los zapatos:

– ¿Y este qué animal es? ¿Un gatito o un perrito?

La niña, tras pensarlo dos segundos contestó:

– Animal no tía Teté, son unas zapatillas, ¡¡za-pa-ti-llas!!

Mi hermana y yo nos reímos mucho y ella no entendía por qué. Seguramente pensó que su pobre tía no era capaz de diferenciar unos zapatos de felpa de un animal.

Han sido varias las preguntas de Montse que han quedado sin respuesta convincente. Esta aprendiz de madre intenta escaquearse con frases vagas ante el temor de saturarla con información. Estas son las que recuerdo ahora:

– ¿Dónde termina el cielo?

– ¿Porque la luna no habla?

– ¿Por qué no te quedas siempre conmigo?

– ¿Por qué papá no hace pis sentado?

– ¿Por qué Trotsky (nuestro perro) no usa pañal?

Sé que el largo camino de los por qué apenas empieza, así que si algunos de los visitantes que pasan por aquí sabe alguna forma de enfrentar esta etapa curiosa de los niños, les agradeceré el consejo.

Anuncios

8 comentarios »

  1. Te diria “paciencia” pero.. como disfrutamos estas cosas, no?

    • alfonsin said

      claro que las disfrutamos, si esta etapa es preciosa, lo que pasa es que muchas veces me cuesta encontrar una respuesta convincente para su cabecita. Un abrazo!

  2. Son divinos!!!
    Hay que anotar todas sus ocurrencias para mostrárselas cuando sean mayores 🙂

    • alfonsin said

      es una idea estupenda, esa es otra ventaja del blog, que podemos mostrárselos a los hijos cuando sean mayores. Un abrazo!

  3. @anarina said

    Creo que Einstein tiene que ser considerado como disfraz del próximo carnaval.

  4. Esas respuestas son excepcionales. Tienes una hija muy lista y que razona muy bien. Y parte del mérito es vuestro, sin duda.
    No dejes de responder. Ni de decirle que el mundo mundial es muy grande y que nadie tiene todas las respuestas…
    Y a ver si organizamos una quedada… ¿en Mondariz Balneario?

  5. alfonsin said

    Miguel, la idea de quedar en Mondariz es realmente tentadora, creo que deberíamos hacerlo seguro que Montse lo disfruta mucho y yo más. Carol, tomo nota de la sugerencia para el disfraz. Un abrazo a los dos!

  6. Azzy said

    Monse es muy inteligente y además esta muy sintonizada con todo lo que ocurre en su medio ambiente. Pienso que los adultos olvidamos esto y nuestra voz interna y preocupaciones cotidianas no nos permite estar en el presente. Tenemos que volver a ser niños. Re-aprender la experiencia de vivir en el presente. Hace un tiempo atrás, también nosotros fuimos así… [ no hace tanto tiempo de ello] 😉

RSS feed for comments on this post · TrackBack URI

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: